BioEnergetica
Instituto de psicoterapia corporal integradora
Compartiendo
Nuestro blog interactivo
¿Sabes cómo amar a tu cuerpo?
Por: Josefina Díaz, formadora de Mindfulness, Bioenergetic Body & Compasion
Bioenergética | 2 comentarios
“La puerta a la felicidad es la compasión, el amor hacia uno mismo”

Hoy me gustaría compartir contigo 5 formas de amar tu cuerpo que practicamos con Mindfulness Bioenergetic Body Compasión (MBBC)

1ª Forma de amar tu cuerpo: Con compasión

La relación con nuestro cuerpo suele ir acompañada de culpa, vergüenza y sentimiento de insuficiencia. Seguramente te resultará familiar una voz crítica interna que te susurra al oído que no eres lo suficientemente bueno y hermoso. Esto te va creando un sentimiento de vergüenza, de no ser adecuado, que te puede alejar de tu cuerpo y del contacto amoroso con él.

Uno de los mayores problemas de auto-criticarte duramente es que te vas a sentir aislado. Cuando notas que algo de ti mismo no te gusta, sientes irracionalmente que todos los demás son perfectos y que sólo tú eres inadecuado o incompetente.

Permitirte la amabilidad, bondad, gratitud y compasión hacia tu cuerpo, cambia tu percepción, tu mente y la conexión con tu cuerpo.

Desde el Mindfulness Bioenergetic Body Compasión el tipo de conciencia que cultivamos tiene calidez, amabilidad y cuidado hacia nosotros y nuestro cuerpo. Mediante prácticas externas e internas incidimos en cambiar esa voz crítica por otra amorosa y compasiva que te permitirá comprender, aceptar y aprender desde un lugar más compasivo.

Tu cuerpo es el vehículo que experimentas toda tu vida y es el recipiente de todos tus pensamientos y emociones. Tratarlo con amor y compasión abre la puerta a tu felicidad.

No siempre podemos tener lo que queremos. No siempre podemos ser quienes queremos ser. Cuando esta realidad es negada o resistida, el sufrimiento surge en forma de estrés, frustración y auto-crítica. Sin embargo, cuando esta realidad es aceptada con benevolencia, generamos emociones positivas como la amabilidad y el cuidado que nos ayudan a enfrentar la situación.

2ª Forma de amar tu cuerpo: Liberándole de tensiones

Cuando inhibes la expresión de tu Ser, cuando no expresas lo que sientes o cuando hay algo que quieres decir o hubieras querido decir y no dices, tu musculatura se contrae automáticamente en un acto reflejo para inhibir la energía que acompaña aquello que querías haber expresado.

Es probable que tiendas a contener emociones como el miedo, la rabia, la tristeza o incluso la alegría. Esto te produce, sin que seas consciente de ello, bloqueos energéticos, tensiones musculares y una estructura corporal rígida.

Esa energía se estanca, queda bloqueada y, a su vez, bloquea de un modo u otro el funcionamiento natural de tu organismo. Los bloqueos energéticos los percibirás en tu cuerpo en forma de tensiones, contracturas, rigidez muscular, en tu forma de respirar, tu mirada, etc.

Mediante el trabajo corporal con Bioenergética, tu cuerpo va recuperando equilibrio físico a la vez que tu mente va recuperando paz y bienestar y una conciencia completa de sensaciones y emociones.

Te acompañamos a liberar las tensiones en tu cuerpo, a ir deshaciendo los bloqueos, incrementando así tu nivel de energía, tu flexibilidad corporal y por tanto también la flexibilidad en tu carácter permitiendo que surjan nuevas experiencias que ayudan a equilibrar y unir tu cuerpo contu mente de una forma consciente y amorosa.

3ª Forma de amar tu cuerpo: Atención Plena a través de tu cuerpo

La Atención Plena centrada en tu cuerpo te ayuda a crear una conciencia sin juicios de lo que sucede en ti y en tu cuerpo momento a momento, en el cual tus pensamientos y emociones son observadas por ti por lo que son, sin reprimirlas o negarlas permitiéndote explorar más allá del juicio o la crítica, abriéndote a una conciencia más amplia y una mente de principiante, para explorar lo nuevo que surge de tu experiencia con una mirada amable, dejando ir la experiencia agradable o desagradable sin aferrarte a ninguna de las dos.

¿Cuántas veces te has mirado en el espejo y no te ha gustado lo que ves? recordarás que este es un momento de sufrimiento digno de una respuesta compasiva.

La atención plena te ayuda a que no te sobre-identifiques con tus pensamientos o emociones negativas, de manera que no te dejes arrastrar y llevar por reacciones y puedas decidir cómo quieres actuar.

Podrás experimentar lo agradable dentro de lo desagradable y ampliar tu conciencia hacia un océano de posibilidades.

4ª Forma de amar tu cuerpo: Con tu respiración

Otra forma de amar tu cuerpo es Ser consciente de tu respiración.

Todos los seres respiramos de una forma inconsciente, hacerla consciente es una opción del ser humano y algo que compartimos con toda la humanidad.

Ser consciente de tu respiración puede producir en ti, cambios espectaculares e inmediatos, tanto en tu cuerpo como en tu mente y tus emociones. La respiración nutre tu cuerpo y lo tranquiliza, también te ayuda a sacar las emociones que te perturban.

Tómate tu tiempo para sentir el ritmo natural de tu respiración y profundiza en la respiración de forma suave y amorosa.

5ª Forma de amar tu cuerpo: Con nutrición consciente

Comes cada día y varias veces... ¿Cuántas veces te permites nutrirte conscientemente?

Amar tu cuerpo, es estar consciente de las necesidades que tiene, y saber cubrirlas. Aprender a nutrirte con consciencia es una forma de darle amor.

¿Cuántas veces llegas a casa cansado y hambriento y te pones a comer de forma incontrolada, sin poner ninguna atención a lo que comes? Y probablemente luego te sientes culpable de haber comido así.

Comer con consciencia plena, te permite estar en conexión con tu cuerpo y tus necesidades y desde aquí darte amor a través de la nutrición consciente, sintiendo que parte de ti tiene hambre verdadera.

Comer conscientemente puede ayudarte a hacerte consciente del verdadero origen del hambre – si estas físicamente hambriento o si el corazón tiene hambre, esto es, si el corazón está anhelando algo que no es comida.

Al traer la conciencia plena a la experiencia de comer puedes explorar sensaciones físicas de plenitud, la experiencia de llenar el corazón y la saciedad emocional de manera que puedas cuidar mejor de ti mismo.

Espero haberte sido útil y que en este momento algo haya cambiado en tu forma de mirar o comprender a tu cuerpo.

Si quieres seguir recibiendo información acerca de cómo amar tu cuerpo, por favor inscríbete a la newsletter.

Si estás interesado/a en nuestro curso, Mindfulness Bioenergetic Body Compasión por favor clica aquí o solicita una entrevista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecinueve + 14 =

  • Elisa Garcia

    Me encantaria poder hacer el curso, me interesa mucho el tema. Pero en estos momentos no me lo puedo permitir economicamente, quizas mas adelante. Supongo que ireis haciendo cursos durante el año.
    Gracias,

    • bioenergetica

      Buenas tardes Elisa,
      Muchas gracias por tu interés en el curso de Mindfulness, Bioenergetic, Body & Compasion.
      Sí, tenemos ya las próximas fechas para el próximo curso. Te envío la información por email.
      Un abrazo y feliz semana!